Paradojas

Ella nostálgica aceza:
“ya no me escribes”
Él la mira. No contesta, no cede.
Él cuando observa a su musa
sucumbe al hechizo de verla.
Como el griego y la medusa.
Como un pez atrapado en las redes.
Y quiere escribir. Y no puede.
Ella nostálgica aceza:
“ya no me escribes”
Él la mira, se enamora y retrocede.
Él cuando observa a su musa
sucumbe al hechizo de verla.
Como el griego y la medusa,
Como un pez atrapado en las redes.
Y quiere escribir. Y no puede.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s