Anatomía emocional

Mi lengua, es una parte de mi cuerpo.

Es la pluma con que escribe mi cerebro

y está compuesto por una nuez y su corteza.

Si las desplegamos en una mediana mesa,

podremos observar como en ocasiones,

dicen cosas falsas a la misma vez que certeras. 

Mi mente, inteligente, tambien es traicionera. 

 

Esta contradicción patente en la mente humana,

nace del craso error de creer que a veces se piensa

con el corazon, y no con el interior de nuestra cabeza.

El músculo comete un error creyendo que en verdad acierta. 

 

 

Mi lengua puede convertir un “te quiero” en un reproche

Si esta mirando al sur a la misma vez que mira al norte.

Si es incapaz de distinguir cuando es de dia o es de noche. 

Mi lengua es una parte mi cuerpo. Y tambien es torpe…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s